Variacioncompensada's Blog

Presupuestos Argentinos | diciembre 2, 2010

Una de las formas en que el gobierno argentino consigue recursos para gastos discrecionales es mediante la subestimación de los ingresos fiscales. Por ejemplo, para este año se hizo un presupuesto basado en un crecimiento de 2.5%, contra el 9% que efectivamente ocurrirá. Es verdad que existe el shock positivo de la soya y que los gobiernos no pueden predecir con exactitud las tasas de crecimiento, pero errores de esa magnitud –especialmente porque es un shock positivo– requieren cierta planificación.

Desde el punto de vista del gobierno, los ingresos adicionales no tienen dueño, por lo que se pueden asignar como le place, sin control parlamentario. Ya se han agregado US$11 mill millones (30.3+19 mil millones de pesos argentinos) al presupuesto, preparándose para la campaña del próximo año.

El autor de este blog persiste en equivocarse sobre la capacidad de resistencia de la economía Argentina a la calidad del manejo económico, por lo que no hará predicciones sobre las consecuencias de estos manejos presupuestarios.


Publicado en Economía fiscal

Dejar un comentario »

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: