Variacioncompensada's Blog

Maravillas de la biología

octubre 24, 2012
Dejar un comentario

R. Fischer

Una adolescente que no lavaba cuidadosamente sus lentes de contacto tuvo problemas de dolor y enrojecimiento de  sus ojos y fue al oftalmólogo. El examen del líquido  en la cajita donde desinfectaba sus lentes de contacto reveló la existencia de tres tipos de bacterias y un tipo de ameba. Lo interesante es lo que había al interior de la ameba.

El ojo de la adolescente antes y después del tratamiento. El enrojecimiento se debe a la keratitis inducida por la ameba. Foto de Cohen G, Hoffart L, La Scola B, Raoult D, Drancourt M. Ameba-associated keratitis, France [letter]. Emerg Infect Dis [serial on the Internet]. 2011 Jul [date cited]. http://dx.doi.org/10.3201/eid1707.100826

En la ameba habían cuatro organismos. El  primero es una  nueva especie de endobacteria. La segunda es un bacilo similar a una especie conocida deendobacilo de las amebas. La ameba contenía asimismo un virus gigante (estos virus pueden llegar a ser mayores que algunas bacterias) . Por último, la ameba contenía fagovirus, es decir virus que son parásitos de otros virus, en este caso, del virus gigante.

El virus gigante se reproduce siendo fagocitado por la ameba, tomando control de su sistema y usándolo para hacer copias de si mismo, eventualmente destruyendo a la ameba. El fagovirus se aprovecha y toma el control del proceso reproductivo del virus gigante, desviándolo de su objetivo. En vez de producir virus gigantes, la ameba produce fagovirus antes de morir, pero el fagovirus por si solo no puede tomar control de la ameba, para eso requiere el virus gigante primero. Es decir, el fagovirus en un parásito del virus gigante, que es un parásito de la ameba, que es un parásito en el ojo de la adolescente.

Peor aún, los investigadores descubrieron partículas genéticas más pequeñas que se introducen en el material genético del fagovirus para ser copiados también. Estos transpovirus son parásitos del fagovirus. ¡Increíble!

El problema de los jueces de nuevo

octubre 24, 2012
Dejar un comentario

R. Fischer

En un artículo que escribí hace poco critiqué algunas decisiones de la Corte Suprema. Me parecía que había olvidado la deferencia que se le debe a los proceso administrativo-técnicos y que estaba fallando en fondo y no sobre deficiencias de procedimiento, como debe hacerlo. En una conversación con Nicole Nehme, ella no estuvo de acuerdo, señalando que salvo pocas excepciones, la Corte Suprema ha sido deferente a los procesos técnico-administrativos. N. Nehme no creía que el caso Castilla y otros similares se hicieran más comunes en el futuro.

Su argumento es que el caso Castilla tenía debilidades (no deficiencias) que le dieron espacio a un juez más activista que el promedio. El cambio en la denominación ambiental de “contaminante a “molesta”  por un Seremi recién nombrado sonó sospechoso, pese a que era procedimentalmente correcto.

Los jueces sienten que, legítimamente, deben evitar que la administración sea manipulada cuando están en juego derechos fundamentales.  Además, la presentación de los oponentes a Castilla parece haber sido muy efectiva.  Por último, en esta ocasión hubo una composición distinta de la 3a Sala de la Corte, lo que tuvo impacto. N. Nehme estima que Castilla, por lo tanto, no demuestra una tendencia de activismo judicial.

Espero que tenga razón.


Políticas de gobierno y partidos de gobierno

octubre 24, 2012
2 comentarios

R. Fischer

En algún momento he escrito sobre el sorprendente hecho que los gobiernos recientes tienden a producir políticas públicas que son del agrado de la oposición y que desagradan profundamente a sus adherentes. Eso explica los autoflagelantes de los gobiernos de la Concertación, molestos con esos gobiernos porque:

  1. Los presupuestos eran responsables,
  2. Muchas políticas estaban basadas en argumentos económicos intachables,
  3. Se focalizaban los subsidios,
  4. Habían muchos acercamientos a la empresa privada.
  5. Redujeron los impuestos a los altos ingresos

Este fenómeno explica el odio que tiene la izquierda más dura hacia los partidos de izquierda establecidos (incluyendo especialmente al partido comunista), a los que consideran traidores. Este gobierno  también ha decepcionado a sus adherentes, porque

  1. Ha mantenido un deficit permanente
  2. Ha introducido subsidios poco focalizados (el 7% a la tercera edad, el apoyo financiero al 90% de los estudiantes universitarios, el postnatal con tope de 67UF).
  3. Ha elevado los impuestos a las empresas, y no ha reducido los impuestos a los altos ingresos.
  4. No ha hecho nada conservador en términos de medidas en favor de la moral consevadora, y más bien  ha sido liberal en esos temas.

Supongo que pronto aparecerán grupos conservadores  que atacarán a los gobiernos de la Alianza (si dura más de un período) por haber traicionado  sus principios.1.

La explicación parece ser sencilla: los gobiernos tienen asegurado una parte del electorado, la que los apoya para ser elegidos  (la molestia con el gobierno  tendría que ser enorme para que un conservador votara por la Concertación y viceversa en el caso de un izquierdista). Por lo tanto, el dilema político del gobierno es como atraer los votos y el apoyo de quiénes están indecisos, que se encuentran más al centro, y por eso hay que impulsar políticas más centristas de lo deseado por los partidarios.

Asimismo, si se desea aprobar leyes, al menos algunas de éstas –las de quórum calificado– deben tener apoyo de la oposición, y eso requiere leyes que les parezcan atractivas. Por último, esas políticas tienen la ventaja de enredar a una oposición que pierde sus banderas de lucha (usando un cliché).

Nota: 1. El odio a los partidos establecidos viene de antiguo y ya Marx denuncia el infantilismo revolucionario. Al asociar esas tendencias con la juventud Marx predijo bien: entre los estudiantes de la FECH,  la Alianza PC-PS está a la derecha en el espectro partidista.